PC (EE.UU.) firma el Amicus Brief que va en contra de la Orden Ejecutiva sobre la prohibición de viaje

September 29, 2017

PCUSA Seal

A través del amicus brief, compañeros la fe respondieron a los casos presentados ante el Tribunal Supremo de los Estados Unidos, ya que ofrecen perspectivas específicas de moralidad y fe en las posibles decisiones tomadas por el organismo judicial. El lunes 18 de septiembre del 2017, el Reverendo Dr. J. Herbert Nelson, II, Secretario Permanente de la Oficina de la Asamblea General de la Iglesia Presbiteriana (Estados Unidos), firmó el amicus brief  Trump v. IRAP, et al, y Trump v. Estado de Hawai y otros, ante la Corte Suprema de los Estados Unidos junto con otras instituciones y organizaciones religiosas ecuménicas en oposición a la Orden Ejecutiva del Presidente que tenía por objeto impedir que todos los refugiados entraran a los Estados Unidos, como también personas de seis países predominantemente musulmanes. Las razones de Nelson para firmar fueron: «Este escrito es va de la mano con políticas adoptadas durante setenta años por la Asamblea General de la Iglesia Presbiteriana, las cuales expresan el deseo de que los refugiados sean bienvenidos en los Estados Unidos y por nuestras congregaciones, y nuestras políticas que exigen que la ley y la política de inmigración de los Estados Unidos protejan la unidad familiar y se lleven a cabo sin discriminación y con el debido proceso».

El amicus brief aborda dos preocupaciones principales: discriminación religiosa y la restricción en la admisión de refugiados. En cuanto a la discriminación religiosa, el escrito declara:

Amici está unido al acoger los compromisos constitucionales fundamentales de la Nación con respecto a la libertad religiosa y la no discriminación. Amici cree que la Orden Ejecutiva contraviene esos principios básicos. La Orden tenía la intención de atacar a las personas musulmanes, y ha dado como resultado la difamación de los musulmanes, y les ha obstruido en su práctica de fe. Al socavar las garantías constitucionales del libre ejercicio y la no discriminación, la Orden daña no sólo a los musulmanes, sino también a los miembros de todas las religiones, que se basan en esos derechos constitucionales básicos para practicar libremente sus religiones.

Defendemos la libertad de religión como un valor irrevocable en este país. Para que esta libertad repercuta a través de la sociedad, todos los grupos deben participar en esa libertad por igual, de lo contrario disminuimos su valor y significado para todos.

La Iglesia Presbiteriana (EE.UU.) también ha apoyado durante mucho tiempo y ha acompañado el reasentamiento de refugiados en los Estados Unidos. Nuestro compromiso de dar la bienvenida a los más vulnerables ha sido un valor fundamental durante décadas. Por lo tanto, el amicus brief también abiertamente habla sobre cómo la prohibición inexplicablemente sobrecarga a estos grupos de personas al declarar:

La Orden se dirige más allá de los refugiados; las poblaciones más vulnerables y oprimidas del mundo. Estamos en medio de la mayor crisis de refugiados de nuestro tiempo. Más de 21 millones de refugiados han huido de la guerra, la persecución, el terrorismo, la esclavitud y otros abusos horribles. La fe de este Amici les obliga a ayudar a los refugiados en crisis. Sin embargo, la Orden impide que las personas de todas las religiones cumplan con sus obligaciones morales y religiosas hacia los refugiados que necesitan ayuda desesperadamente. Ya ha tenido un impacto devastador en los programas de asistencia para refugiados basados en la fe, y continuará haciéndolo a menos de que se lo ordene.

Se deberían afirmar las decisiones de los tribunales de apelación, los cuales afirman los mandatos de las prohibiciones de viaje y refugio. (Ibid.)

Este amicus brief está pidiendo que estos asuntos en la prohibición de viaje se consideren inconstitucionales y se den por terminado. Es importante que las instituciones de fe puedan llevar a los tribunales la voz de la moral y la justicia guiada por el lente de la fe. Hemos estado en la vanguardia del acogimiento, la hospitalidad y la solidaridad cuando los pueblos vulnerables son injustamente excluidos de una vida que les permite practicar su fe, o una vida que les proporcione seguridad y protección. Dios nos desafía a amarnos mutuamente. Estamos participando en este amicus brief para reflejar ese amor. Tambien el amicus brief desafía a la nación para vivir sus propios valores. Usted puede leer el resumen completo aquí http://oga.pcusa.org/section/mid-council-ministries/constitutional-services/amicus-curiae-briefs/.

Lea el amicus brief completo aquí.


[한국어] [English]

Leave a comment